GEOMORFOLOGÍA [siguiente]

  LAS PLACAS TERRESTRES Y SU MOVIMIENTO
  Por la dinámica interna de nuestro planeta, se generan corrientes magnéticas provenientes del núcleo externo (corrientes de convección ascendentes) y que atraviesan el manto. Las placas tectónicas, constituyentes de la corteza terrestre se mueven constantemente producto de dichas corrientes. La Tierra está constituida por siete grandes placas, las cuales en algunos sectores se separan (divergencia de placas) o bien colisionan (convergencia de placas).
 
  La colisión entre las placas terrestres lleva a que las rocas conformantes de la corteza puedan romperse (fallarse) o bien plegarse. Este último proceso ocurre en aquellos estratos rocosos que se ven sometidos a altas presiones y temperaturas, que permiten que las rocas se tornen dúctiles. Las cadenas montañosas o cordilleras se generan por la colisión de las placas tectónicas y, por lo general, se localizan cerca de sus márgenes.
 

.